Colectivo Sustan

Miel & Flores

La Era Resilienthus: Sociedades Sustentables – lecciones de los pueblos Mayas


Hace alrededor de unos 7,0 – 4,5 millones de años, vivieron en África un conjunto de primates, antepasados de especies ancestrales de los humanos, eran los Ardipethecus. Hace unos 4 millones de años, condiciones climáticas con menor régimen de lluvias, dieron lugar a espacios más abiertos y menos arbolados, la evolución dió lugar a un nuevo tipo de homínido, el Australopithecus. Desde entonces los homínidos se han diversificado en no menos de 8 especies, que empezaron a caminar para poblar el mundo. La Creatividad, la Capacidad de planificación y la Cooperatividad, fué la característica fundamental de estos homínidos. Hace 100.000 años exitían al menos 5 linajes humanos, los Neanderthalensis en Europa, el Homo erectus en Asia y nuestra especie, el Homo sapiens, que empezó a caminar desde África. Una nueva característica incorpora el Homo sapiens, la tecnología de la Comunicación, que permite mostrar en imágenes las ideas y pensamientos de la mente humana. La interrelación de estas carácteristicas, constituyen el fundamento de la nueva base social, que permite formar grupos por un número muy elevado de individuos, que comparten ideas y valores, dispuestos a cooperar estrechamente, hasta el punto de sacrificar sus intereses, por el bien común. Estas características, Creatividad, Cooperación y Comunicación, han dado origen a una criatura asombrosa, capaz de soñar con realidades inexistentes y convertirlas en realidad, en la biosfera sólamente hay un primate “capaz de volar”, nuestra especie el Homo sapiens.

La estabilización climática durante los últimos 12.000 años, posibilitó el desarrollo de la agricultura, el asentamiento de las civilizaciones y el crecimiento de la biodiversidad, tal y como la hemos conocido.

Hace apenas 200 años, el hombre “soñó” conquistar la Tierra. En el uso contínuo de la utilización de la riqueza Natural, descubrió el origen de todo: la energía, procedente de los combustibles fósiles. Este hecho catapultó al hombre a disponer a la Tierra a sus pies. Su éxito fue tal, que en apenas 100 años pasamos de 1.000 a 7.000 millones, constituyendo la era del “ser Antropoceno”. Esta era, de abundacia y éxito infinito nunca jamás antes conocida, ha transformado al hombre en un ser individual, egocéntrico y desconectado con la Naturaleza. Este modelo se está topando con los límites finitos de la biosfera, que están poniendo en entredicho, las bases fundamentales de la INSOSTENIBILIDAD del éxito perpétuo.

La inestabilidad climática, causada por el ser antropoceno en tan corto periodo de tiempo, el agotamiento de recursos naturales, del agua, de los combustibles fósiles, de suelo fértil, de las posibilidades para producir alimentos, tendrán consecuencias imprevisibles sobre la vida, tal y como la conocemos.

Todo apunta a, “que toca bajar a tierra”, entramos en la Era de la Adaptación, del “ser Resilienthus”.

_________________

Ben Beiske / CC BY-NC-ND 2.0. Templo IV de Tikal en Guatemala es el edificio más alto de las Américas precolombinas, y es un testimonio del crecimiento de la sociedad maya durante el periodo Clásico Maya.

En Breve

Los antiguos mayas son un ejemplo de un sistema socio-ecológico complejo que se desarrolló de manera impresionante antes de enfrentarse a la reorganización catastrófica. Para que nuestra sociedad contemporánea globalmente conectado-para evitar un destino similar, nuestro objetivo es aprender el antiguo sistema maya funcionaba, y si puede ser que haya sido posible mantener la capacidad de recuperación y evitar el colapso. El modelo de ordenador MayaSim fue construido para probar hipótesis sobre si las intervenciones a nivel de sistema podrían haber dado lugar a un resultado diferente para la sociedad simulada. Nos parece que ni el colapso ni la sostenibilidad son inevitables, y el destino de los sistemas socio-ecológicos se refiere a los efectos indirectos entre el mundo humano y biofísico, que interactúan como variables rápidas y lentas y en todas las escalas espaciales y temporales. En el caso de los antiguos mayas, lo que se considera el “pico” de su desarrollo social podrían también haber sido el “punto más bajo” de la resiliencia socio-ecológica global. Sin embargo, los resultados del modelo sugieren que la resiliencia se puede lograr y la sostenibilidad a largo plazo es posible, pero los cambios en los subsistemas deben mantenerse dentro de los límites seguros de operación.

Conceptos clave

  • El modelo MayaSim representa el desarrollo y la reorganización de un sistema socio-ecológico integrado. Interrupciones en el sistema, podemos comprobar qué parámetro combinaciones dan como resultado ya sea la sostenibilidad o el colapso.
  • La naturaleza compleja de los sistemas socio-ecológicos significa que no hay una sola causa explicación de la sostenibilidad o el colapso. Interactuar subsistemas humanos y biofísicos regulan la magnitud de las reorganizaciones.
  • La capacidad del sistema para evitar resultados no deseados está relacionada con las tasas de cambio en estos interactúan subsistemas, la interacción de las variables rápidas y lentas cambiantes, y el efecto de la dinámica entre escalas.

El registro arqueológico revela las diversas sociedades que florecieron en su tiempo y lugar y lograron la consecución de impresionantes obras de arquitectura, novedoso avance tecnológico, las economías complejas, y otras medidas de logro humano. El registro arqueológico muestra también las sociedades complejas haber disminuyeron, algunos poco a poco, otros precipitadamente, con explicaciones comunes, incluyendo cambios en las condiciones ambientales, los gobernantes codiciosos, las guerras y la conquista, el agotamiento de recursos, patógenos, y la superpoblación. Sin embargo, una sola causa explicaciones, o incluso una cadena de una sola causa explicaciones no hacen justicia a los pueblos del pasado, que como nosotros, debe haber conocido sus vulnerabilidades y debe haber tratado de adaptarse.

En este artículo, exploramos si el concepto de resiliencia, tal como se representa dentro de un modelo de simulación, puede ayudar a explicar el colapso de una civilización. Utilizamos los antiguos mayas como un ejemplo para explorar la forma en que la sociedad podría haber evitado el colapso, y dar una idea de la capacidad de recuperación de nuestra actual civilización mundial.

Los antiguos mayas: Un caso de estudio de la resiliencia social y la vulnerabilidad

rsz_fea_heckbert_figure2_0.jpg

Ryan Greenberg / CC BY-NC 2.0. Los centros de comercio en el programa MayaSim son equivalentes a las capitales de Tikal y Caracol, este último representado aquí en la actual Belice.

La historia política y económica de los antiguos mayas (en concreto la de las tierras bajas mayas de la Península de Yucatán) sugiere un patrón de crecimiento regional y sub-regional, descenso, y la reorganización durante el Preclásico (1000 aC -250 dC), Clásico (250-900 CE), y Postclásico (900-1500 CE). La cultura maya clásica alcanzó su apogeo alrededor de 700 CE antes de una transformación rápida y fundamental alterado su organización política, social, económica y demográfica, comúnmente conocido como el “colapso del Clásico Maya”. 1,2,3 Esta reorganización significativa define la transición de la el período clásico de Posclásico en un momento en la sociedad maya estaba creciendo a su ritmo más rápido, la construcción de muchos de sus monumentos más impresionantes, y el aumento en su conectividad socioeconómico. Por ejemplo, el Templo IV de Tikal, en la actual Guatemala es el edificio más alto de las Américas precolombinas, y fue construida en el 747 de la CE. 4 La mayoría de la población de Tikal se perdió poco después, durante el período de 830 a 950 de la CE. 5 El edificio más grande en el actual Belice sigue siendo el principal complejo arquitectónico maya de Caracol, abandonada alrededor del año 900 de la CE. Al final del período Clásico de la población de las tierras bajas mayas había llegado a un orden de magnitud mayor que la región apoya hoy, con algunas estimaciones de hasta 10 millones de personas. 6 A raíz de su tardío pico clásico, había una política, social, y la crisis económica, y muchas ciudades, algunos apoyando hasta 100.000 personas, fueron abandonados. 7,8,9 Esta narración debe ser equilibrado con una perspectiva de toda la línea de tiempo histórica maya dado los mayas son hoy un pueblo muy poblados, diversos y resilientes, habla 29 idiomas mayas.

La simulación de los antiguos mayas

La Historia Integrada y el futuro de la gente sobre la iniciativa de la Tierra (IHOPE) ( http://ihopenet.org/ ) 10,11,12,13 desarrollaron un modelo de simulación de la antigua civilización Maya. 14 Este modelo puede ser utilizado para probar las hipótesis de desarrollo de la sociedad, la resiliencia y la vulnerabilidad socio-ecológicos. El modelo MayaSim se presenta como un posible conjunto de supuestos acerca de cómo el antiguo sistema social-ecológico Maya podría haber funcionado. El modelo es una representación simplificada del sistema maya.

MayaSim representa asentamientos individuales como ‘agentes’ situado en un paisaje representado como una rejilla de celdas. Agentes de liquidación gestionar la agricultura y la explotación forestal sobre un conjunto de células locales, y establecer el comercio con los vecinos, lo que permite las redes comerciales que surjan. Agentes, células y redes están programadas para representar los elementos de la civilización maya histórica, incluida la demografía, el comercio, la agricultura, la degradación del suelo, la provisión de servicios de los ecosistemas, la variabilidad del clima, la hidrología, la productividad primaria, y la sucesión de los bosques. La simulación de estos en combinación permite a los patrones emergen a nivel de paisaje, cada vez mayor eficacia el sistema socio-ecológico de abajo hacia arriba. El modelo MayaSim es capaz de reproducir los patrones espaciales y los plazos que imitan relativamente bien algunos elementos de lo que sabemos sobre la antigua historia maya, como la ubicación general de las capitales importantes, y la población global máximo.

rsz_fea_heckbert_figure3_0.jpg

Erik Törner, IM Individuell Människohjälp / CC BY-NC-ND 2.0. Los mayas de hoy siguen siendo un pueblo muy poblados y diversas, con más de 29 lenguas habladas. En Guatemala, el Mercado de Chichicastenango Maya sigue siendo un lugar para el comercio.

El caso base representa mejor la histórica ‘ciclo de vida’ tal como la entendemos para los antiguos mayas, con los parámetros del modelo que genera resultados que imitan a la transición entre los periodos Preclásico Maya, Clásico y Posclásico. Este escenario de referencia se presenta en la Figura 1, que muestra los resultados espaciales para cuatro indicadores de: a) la densidad de población; b) la condición del bosque, c) la liquidación ‘fortaleza comercial’; y d) la degradación del suelo. Cada indicador contiene una narrativa que describe el desarrollo y la reorganización del sistema socio-ecológico simulado.

Por simulado año 250 aC, los asentamientos se han extendido a todas las regiones, primero ocupando zonas con mayores servicios de los ecosistemas, y progresivamente creciente con el desarrollo agrícola. Las densidades de población son más altos en las zonas donde los asentamientos se han agrupado y forman conexiones comerciales locales. Por simulado año 500 dC, el valor del comercio aumenta, extendiendo las conexiones comerciales locales a la conectividad “global”. El centro de la red de comercio se encuentra aproximadamente en la zona donde las antiguas capitales mayas de Tikal y Caracol existían. La condición del bosque se cambia notablemente, con sólo pequeños parches de bosque clímax restante en zonas agrícolas inadecuadas, la formación de refugios ecológicos en el paisaje casi completamente asentado. Por simulada 1500 CE, la red comercial se ha desintegrado, el centro de las zonas más densamente pobladas está casi totalmente abandonado, dejando sólo un pequeño número de asentamientos conectados localmente en lo que fue una vez la franja. Abandonado tierras de cultivo y la disminución de la recolección de leña permite el rebrote secundario a gran escala, y el bosque clímax eventualmente se expande hacia fuera de los refugios a un grado similar los niveles de expansión para la validez de la población.

Figura 1. La densidad de población, el estado de los bosques, la fuerza comercial de liquidación, y la degradación del suelo por el paisaje simulado a intervalos de 800 años

Tabla 1_5.png

Espectáculos colorantes oscuros aumentaron a) la densidad de población (azul), b) estado de los bosques [tres estados de aclarado células / recortada] (amarillo), crecimiento secundario (verde claro) y el bosque clímax (verde oscuro), c) la fuerza del comercio (rojo) y d) la degradación del suelo (rojo).

El modelo reporta indicadores cuantitativos que se pueden utilizar para analizar la dinámica del desarrollo y la reorganización. La figura 2 presenta una serie de indicadores que proporcionan un “diagnóstico de la salud” del sistema socio-ecológico a través del tiempo. Figura 2a) muestra la población total de todos los asentamientos y las contribuciones a los ingresos reales por servicios de los ecosistemas, la agricultura y el comercio simulados. En la primera parte de la simulación, servicios de los ecosistemas proporcionan la mayor parte del valor, pero la agricultura comienza a contribuir relativamente más valor por sobre el año 50 de nuestra era. Ambos son reemplazadas por el comercio en torno al año 550 CE, pero los picos de valor de comercio y declina precipitadamente por 950 CE, y la población se ajusta en consecuencia.

El rápido cambio en el valor del comercio puede ser explicado mediante el examen de la figura 2b), que representa el número total de enlaces comerciales, y el número de nodos dentro de la agrupación más grande. Los intervalos de confianza son más grande de este indicador, y se representan para mostrar la gama de variabilidad en los resultados del modelo. La red crece de grupos locales a un sistema conectado a nivel mundial cerca. Perturbaciones periódicas (sequías) dan a los grupos una estructura más organizada. Enlaces marginales se retiran periódicamente durante las sequías, que tiende a establecer y reforzar algunas rutas, que forma inevitable el “esqueleto” de la red de comercio mundial.

Figura 2c) representa la degradación del suelo y la situación de los bosques por los tres estados de la tierra despejada o cortada, crecimiento secundario, y el bosque clímax. Aproximadamente el primer tercio de la simulación muestra acelerado declive de los bosques clímax y el nuevo crecimiento inhibido a consecuencia de cultivo y cosecha de madera a medida que crecen las poblaciones. El período siguiente muestra aumento dramático en despejado / cortado de la tierra y la tasa de aumento de la degradación del suelo a su nivel más alto. El último tercio de la simulación muestra una rápida disminución de la tierra desbrozada / recortada como la agricultura está abandonada, con el correspondiente crecimiento secundario a gran escala, y la eventual sucesión en bosque clímax que se recupere a niveles cerca de expansión pre-población.

Figura 2d) representa el área dedicada a la agricultura cada vez mayor, pero con un incremento mucho menor en la señalización general de rendimiento que las tierras más marginales han sido sujetadas a la producción y que los rendimientos de desarrollo agrícola son más pequeños. El capital natural se modela como una suma de cuatro servicios de los ecosistemas sobre la base de los suelos cultivables, la precipitación, el acceso al agua dulce disponible y los recursos madereros. El capital natural se muestra para llegar a su nivel más bajo en torno simulado año 750 CE.

Figura 2. MayaSim resultados de la simulación de línea de base para: a) la población [# personas, eje primario], las contribuciones a los ingresos reales por servicios de los ecosistemas, la agricultura y el comercio [unidades de valor # proxy, eje secundario]; b) el número de nodos de la red y el número de nodos del clúster red más grande; c) estado de los bosques [proporción de la superficie total, el eje principal] por categorías de borrado / recortada, crecimiento secundario y bosque clímax, y la degradación del suelo [unidades de proxy, eje secundario]; yd área) cosechado [ja] y el rendimiento total de la cosecha [unidades de proxy], y el capital total naturales [unidades de proxy, eje secundario]. El eje horizontal en años de 800 aC a 1680 CE

Tabla 2-1_3.png

Tabla 2-2_2.png

Tabla 2-3_0.png

Tabla 2-4_2.png

¿Puede la pérdida de la capacidad de recuperación de predecir el colapso?

La resiliencia se ha definido de diferentes maneras 15,16 y aquí usamos una definición de trabajo como la capacidad del sistema para manejar lo que el futuro trae sin ser alterada en formas no deseadas. 17 La resiliencia es, pues, una condición necesaria para la sostenibilidad del sistema. Un sistema elástico debe tener ‘espacio para maniobrar’, es decir, debe ser capaz de adaptarse en respuesta a las condiciones cambiantes. La habitación de un sistema socio-ecológico de maniobra se correlaciona positivamente con el capital social y natural, y cuando cualquiera es escasa (redes sociales se descomponen o servicios de los ecosistemas están degradados), un sistema pierde elasticidad y se vuelve más vulnerable a las perturbaciones.

Como una analogía a la vulnerabilidad y el colapso, considere la idea de la capacidad de recuperación de la sociedad como “holgura en el sistema ‘. Si la sociedad está cerca del ‘borde del precipicio “por así decirlo, un pequeño empujón forzará sobre el borde, mientras que si ese acantilado es más lejos, el sistema se puede ajustar y se recupere. La distancia al acantilado es un blanco móvil que se mueve hacia adelante y hacia atrás en función del estado actual de las vulnerabilidades del sistema. Con un modelo de computadora, se puede determinar la ubicación de la resiliencia “borde del precipicio”. Diferentes estadísticas candidatos pueden ser propuestos para estimar cuán vulnerable es el sistema, y ​​podemos evaluar cuál de las estadísticas funcionan mejor como estimadores de la sostenibilidad o el colapso. El “borde del acantilado” es multidimensional, por lo que las métricas de capacidad de recuperación será, por definición, funciones complejas.

rsz_fea_heckbert_figure4_0.jpg

Erik Hungerbühler / CC BY-NC-SA 2.0

Uno MayaSim escenario encontró que la combinación de control de la natalidad en las principales ciudades y la conservación del suelo a través de las prácticas agrícolas y ganaderas podría permitir el “pico” que se produzca al mismo tiempo reducir la severidad del colapso.

Modelización de un sistema socio-ecológico, como se muestra aquí con el maya clásico como ejemplo, representa un laboratorio computacional que puede ser utilizado para poner a prueba hipótesis en torno a cómo el sistema llevará a cabo bajo diferentes conjuntos de supuestos. Podemos probar diferentes indicadores de resiliencia candidato con el objetivo de las condiciones bajo las cuales definen una sociedad es capaz de desarrollar, lograr la sostenibilidad y evitar el colapso. Así como un indicador de la salud del paciente implicaría varias métricas tales como la frecuencia cardíaca, el IMC, la presión arterial, y la ingesta calórica, un indicador de la capacidad de recuperación combinará varias métricas diferentes, tales como los que se presentan en la Figura 2. Se puede tratar de observar los patrones en (y esto es importante entre) las métricas con el fin de generar un indicador de la capacidad de recuperación.

El indicador de la capacidad de recuperación podría idealmente díganos lo vulnerable que un sistema social-ecológico podría ser la perturbación. El indicador sería más útil si se pudiera considerar la dirección y la magnitud de los cambios en los subsistemas, las correlaciones con otros indicadores, los puntos en los que existen umbrales y en cuál de estas condiciones, el sistema integrado se apaga. Una vez que sabemos el predictor y umbrales de colapso, entonces podemos identificar maneras de aumentar las posibilidades de evitar ese resultado. El modelo MayaSim identifica que los indicadores de resiliencia deben tener en cuenta las interacciones entre escalas, como la forma en que el sistema de comercio mundial está relacionada con la seguridad alimentaria local, y cómo las tasas de cambio en las variables rápidas y lentas contribuyen a la vulnerabilidad, como el cambio rápido de la cubierta forestal y cambio gradual en la productividad del suelo.

¿Podría haber evitado el colapso Maya?

¿Fue el colapso del sistema social-ecológico Maya inevitable, o llegó a ser inevitable después de un cierto punto de su historia? Dada la suficiente previsión, podría haber evitado el colapso Maya y ha logrado un resultado sostenible?

Para responder a estas preguntas podemos realizar análisis de sensibilidad en el modelo y la búsqueda de combinaciones de intervenciones que pueden haber ayudado a los mayas a evitar el colapso. Los parámetros de entrada pueden ser alterados para mostrar qué combinaciones conducen a diferentes vías de desarrollo, lograr la sostenibilidad, o resultar en colapso. Algunas configuraciones no conducen al desarrollo de lo que podríamos reconocer como un “pico” en la civilización humana. Algunas configuraciones mantienen grandes poblaciones sin colapso. Esto sugiere que ni el crecimiento ni el colapso es inevitable, y que existen soluciones beneficiosas para todos, por lo menos, aunque aún no se conoce plenamente lo que los rangos pueden ser para las variables críticas en este sistema socio-ecológico simulado.

El modelo MayaSim fue probado para ver qué variables afectan a la sostenibilidad global. Nueve experimentos se realizaron junto con el escenario de referencia colapso. Los experimentos que participan varias combinaciones de las siguientes intervenciones: a) limitar la pérdida de productividad de los suelos debido a la producción agrícola; b) la limitación de la explotación forestal por encima de las tasas de perturbación natural, independientemente de la densidad de la población local; c) la limitación de la red de comercio o valor del comercio; y d) de alta y baja reducción de las tasas de natalidad.

Los resultados de estos escenarios se representan en la Figura 3, que muestra: a) población; b) el ingreso real total que deriva de comercio combinado, la agricultura, y servicios de los ecosistemas; y c) la diferencia en el ingreso real per cápita desde el escenario de referencia. Estas métricas se determinaron para contar mejor la historia de la vez un resultado sostenible y deseable para un ciclo de vida de la sociedad.

Figura 3. MayaSim modelo los resultados de las intervenciones del sistema de pruebas de escenarios, presentación de informes a) Población; b) el ingreso real per cápita total del comercio, la agricultura y los servicios de los ecosistemas combinados; y c) la diferencia en el ingreso real per cápita desde el escenario de línea de base colapso. Simulación se traduce en la limitación de los supuestos de la prueba la degradación del suelo, la explotación forestal, el comercio, y la población. El eje horizontal en años de 800 aC a 1680 de la CE.

3-1.png

3-2.png

3-3.png

Escenario 1 es el colapso de línea de base. Hay tres escenarios-2 “extremos”, 3, y 4-que las condiciones de contorno de prueba. Escenario 2, sin valor comercial, no da lugar a ningún desarrollo significativo. Este escenario podría ser análogo a una forma amplia escala de la agricultura de roza y quema. Escenarios 3 y 4 son algo poco realista en que asumen los impactos humanos sobre los bosques y los suelos se reducen a cero. Sin embargo, el escenario de pérdida de productividad del suelo cero produce el ingreso real más general y estabiliza sin colapso. También genera, por lejos, la mayor cantidad de personas, y los resultados generales en un gran número de asentamientos pobres que cubren el paisaje de forma ubicua. Escenario 3, sin aprovechamiento forestal, en realidad hace que el colapso que se desea ampliar porque no hay ninguna señal de limitación previa de los bosques degradados, y el sistema sobrepasa significativamente.

Escenarios 5, 6 y 7 de control de la población humana de alguna manera. Escenario 5 limita el valor del comercio para no superar el valor de la agricultura para cualquier ciudad. Esto provoca un menor nivel de desarrollo, porque los principales nodos de comercio no son capaces de desarrollar y de los vínculos críticos en el esqueleto de la red de comercio no se forman completamente. Escenarios 6 y control de la población 7 instituto en ciudades más grandes. Bajo el control de la población mitiga un poco el colapso y los altos niveles de control de la población muestra una tendencia ligeramente decreciente en la población, pero de nuevo, el desarrollo no llega a los niveles de ‘pico’ debido a los nodos críticos de la red no han alcanzado su tamaño y la riqueza más grande.

Escenarios 8, 9 y 10 se combinan estas diferentes intervenciones de alguna manera y representan los resultados más sostenibles. Combinando control de la población y la conservación del suelo a diferentes velocidades puede permitir el “pico” que se produzca, y también para mitigar un tanto la gravedad del colapso. Con alto control de la población y la conservación del suelo, un resultado ‘cerca sostenible’ es posible, y aún así permite un pico. Sin embargo, de todos los escenarios examinados, una vez que el sistema comience a declinar, es irreversible. La excepción es el Escenario 10, en el que se implementan las 3 formas de intervención examinada, incluyendo el control de población, y tanto la degradación del suelo y el aprovechamiento forestal se reduce a la mitad de sus tasas de referencia. En este caso, el sistema socio-ecológico desarrolla, picos, y declina, pero la reorganización no es grave y el sistema comienza a emitir fluorescencia nuevo, ya que se recupera en otra (aunque en silencio) época clásica.

Conclusiones

Post La era resilienthus pueblos Mayas

Norman Z / CC BY-NC-ND 2.0.

Es posible que nuestra sociedad ha perdido la capacidad de recuperación y está al borde de una importante reorganización que experimentó por los antiguos mayas. Nuestro estudio sugiere que esto no es inevitable, sino la prosperidad y la sostenibilidad se puede lograr con la intervención cuidado a nivel de sistema.

El registro arqueológico está codificado con interacciones sociedades con su entorno. Nuestro modelo informático de los antiguos mayas es una simplificación de un sistema socio-ecológico del mundo real, lo que nos permite proponer hipótesis alternativas, y poner a prueba hipótesis sobre la capacidad de recuperación del sistema. Se presenta el modelo como una herramienta para ampliar nuestra comprensión de cómo socioecológica sistemas funcionar a través de escalas temporales y espaciales. Encontramos que el desarrollo y el mantenimiento de una sociedad sostenible y deseable exige que se mantengan las interacciones entre los diferentes componentes del sistema dentro de unos límites. Los límites no son números absolutos duras y rápidas, pero se describen en las relaciones entre las variables. La gestión para la sostenibilidad, por lo tanto, requiere una perspectiva a nivel de sistema holístico con una comprensión de cómo el cambio en un sub-sistema se puede manifestar en otros subsistemas, ya través de escalas.

Algunos caminos históricos conducen al crecimiento y reorganización, con la posibilidad de que sea la sostenibilidad o el colapso. A través de la exploración de escenarios, podemos identificar intervenciones clave que podrían conducir a una sociedad resistente y sostenible. El escenario base muestra un patrón de desarrollo y colapso, y aunque el capital natural puede recuperar en cierta medida como bosques vuelven a crecer, la pérdida de productividad del suelo límites futuras oportunidades de reasentamiento, y la estructura de la red comercial se ha ido, ya no proporciona un alto valor comercial . Como resultado, los números de conectividad del comercio y de la población no se recuperan.

Escenarios de 2 a 7 de la prueba las intervenciones de un solo tiro, como la reducción del comercio o de control de la población. En general, estos escenarios proporcionan los peores resultados en términos de cualquiera de las cifras de población o la renta real, que nos enseña que no hay una sola intervención puede hacerlo todo. Además, la sociedad modelada en estos escenarios de intervención de un solo tiro rara vez se desarrolla una red de comercio avanzado con grandes centros de población, y podría decirse que nunca florece. El uso de control de la población, en combinación con la conservación del suelo (Escenario 8) mitiga la pendiente y la gravedad del colapso, sin embargo, la mayoría de los indicadores siguen disminuyendo en los siglos siguientes. La implementación de tres intervenciones en paralelo puede nivelar la pendiente de la curva de desarrollo temprano, y fin de no exceder en algún grado.

El escenario en el que se implementan tres intervenciones (Scenario10: control de la población, la reducción de la explotación forestal y la reducción de la pérdida de productividad del suelo) es el único resultado en el que se mitiga el colapso, y la red de comercio, los niveles de ingreso real, y la población todos comienzan a recuperarse. En particular, un ingreso real significativamente más alta se logra en este escenario, lo que sugiere que las intervenciones múltiples pueden producir soluciones beneficiosas para todos, y más puntos de intervención disponibles, existen las más grados de libertad para la gestión hacia una sociedad sostenible y deseable.

¿Qué significa esto para nuestra sociedad moderna? Podríamos interpretar nuestros logros en el desarrollo global como análogo a los mayas del Clásico, la construcción de sus ciudades y monumentos más impresionantes inmediatamente antes de una reorganización precipitada. Aunque considera que la ‘altura’ de esa impresionante civilización, nuestro modelo sugiere que a pesar de la grandeza, el sistema socio-ecológico en su conjunto podría haber sido socavada fundamentalmente. Al igual que los antiguos mayas, el mundo de hoy es altamente interconectado, y está impulsando la producción en zonas cada vez más marginales, lo que potencialmente nos mueve más cerca del borde de la reorganización. Con el fin de saber lo cerca que estamos de este borde a nivel de sistema, debemos tener en cuenta las relaciones entre los componentes de nuestro sistema, por ejemplo, cómo el comercio mundial, la producción agrícola, y la demografía interactuamos. ¿Hemos perdido la capacidad de recuperación y estamos de pie en el precipicio de la reorganización como el Clásico Maya? ¿Podemos poner en práctica estrategias como el control de la población, la protección y restauración de ecosistemas, y la regulación del comercio que podrían haber alterado el curso de la historia de los mayas? Modelización de sistemas socio-ecológicos complejos puede ayudar a responder a estas preguntas, proporcionar orientación para las políticas flexibles, y ayudar a evitar consecuencias no deseadas. Viendo la civilización como un sistema complejo destaca que evaluaciones e interacciones entre las escalas son las tuercas y los tornillos de un sistema resistente. Una visión reduccionista de la resiliencia y la vulnerabilidad no se puede utilizar para identificar una sola causa (o una progresión lineal de causas individuales) de la desintegración del sistema socio-ecológico.

Un nuevo hallazgo del modelo MayaSim es que el colapso no requiere un “shock de instigar. ‘ En el escenario base la dinámica del colapso están incrustadas en el sistema, y ​​que no requiere de un invasor, meteorito, volcán, o cualquier otra calamidad humana forjado o natural para empujarlo por el borde. Reorganización es simplemente una característica de los sistemas complejos, y la magnitud de la reorganización depende de la capacidad de recuperación del sistema.

Agradecimientos
Los autores desean reconocer las contribuciones de Christian Isendahl, Joel Gunn, Simon Brewer, Vernon Scarborough, Arlen Chase, Diane Chase, Nicholas Dunning, Carsten Lemmen, Timothy Beach, Sheryl Luzzadder-Beach, David Lentz, Paul Sinclair, Carole Crumley, y Sander van der Leeuw.

Referencias

  1. Culbert, TP. El Clásico Maya Collapse (Universidad de New Mexico Press, Albuquerque 1973).
  2. Webster, DL La caída de los Antiguos Mayas:. Resolviendo el Misterio del Colapso Maya (Thames & Hudson, Nueva York, 2002).
  3. Diamond, J. Colapso: Cómo las sociedades eligen fracasar o tener éxito (Viking Press, Nueva York, 2005).
  4. Harrison, PD Los Señores de Tikal:. Los gobernantes de una ciudad maya antigua (Thames and Hudson, Londres, 1999).
  5. Webster, DL La caída de los Antiguos Mayas:. Resolviendo el Misterio del Colapso Maya (Thames & Hudson, Nueva York, 2002).
  6. Rice, DS. Y Culbert, TP. Contextos Históricos de Población Reconstrucción en las tierras bajas mayas. En precolombina Historia de la población en las tierras bajas mayas (Universidad de New Mexico Press, Albuquerque, 1990), 1-36.
  7. Prufer, K, et al. IHOPE Maya: La resiliencia y rigidez en el desarrollo y la desintegración de las sociedades complejas en las tierras bajas tropicales de Mesoamérica. Presentado en la resiliencia de 2011, de la Universidad Estatal de Arizona, Tempe, AZ (marzo de 2011).
  8. Guderjan, T, Playa, T, Luzzadder-Playa, S & Bozarth, S. La comprensión de las causas de abandono en las tierras bajas mayas. Revisión Arqueológica de Cambridge Vol. 24 (2): 99-121 (2009).
  9. Turner, BL. II, y Sabloff, JA. El colapso del Clásico Maya en la Central Lowlands: Perspectivas sobre la complejidad humana y el medio ambiente para la Sostenibilidad Ciencia PNAS 109 (35), 13908 a 13914 (2012)..
  10. Costanza, RL, et al. Sostenibilidad o Collapse: ¿Qué podemos aprender de la historia de la integración de los seres humanos y el resto de la naturaleza AMBIO 36: 522-527 (2007a).
  11. Costanza, RL, Graumlich, J, y Steffen, W (editores).. Sostenibilidad o Collapse? Una historia Integrado y Futuro de los Pueblos de la Tierra. Dahlem Informe del Taller 96 (MIT Press. Cambridge, MA, 2007b).
  12. Van der Leeuw, S, et al. Hacia una Historia Integrada para guiar el futuro. Ecología y Sociedad. (16) 4 (2011).
  13. Costanza, R, et al. El desarrollo de una historia integrada y futuro de las personas en la Tierra (IHOPE) Current Opinion in Environmental Sustainability. 4: 106-114 (2012).
  14. Heckbert, S, et al. Creciendo el sistema social-ecológico antiguos mayas desde sus cimientos. Isendahl, C, & Stump, D (eds.). Aplicada Arqueología, Ecología Histórica y la constr pasado. Oxford University Press (en prensa).
  15. Folke, C. Resistencia:. El surgimiento de una perspectiva de sistemas sociales-ecológicas Análisis Global Environmental Change 16 (3), 253-267 (2006).
  16. Walker, B, Holling, CS, Carpintero, SR, y Kinzig, A. Resiliencia, Adaptabilidad y Transformabilidad en sistemas socio-ecológicos. Ecología y Sociedad 9 (2) (2004).
  17. Glaser, M, Ratero, BMW. Krause, G & Welp, M. Nuevos Enfoques para el Análisis de los humanos-naturaleza Relaciones. Hombre-Naturaleza Interacciones en el Antropoceno (Glaser, M, Ratero, BMW, Krause, G & Welp, M (Eds.) (Routledge, Nueva York, Nueva York. 2
  18. CRA Editor

QUIZÁS TAMBIÉN TE PUEDA INTERESAR:

Resiliencia, aprendiendo a vivir ante la adversidad. En agosto de 1914, el famoso explorador Ernest Shackleton junto a su tripulación de 27 hombres y la inestimable compañía de un grupo de perros, partieron hacia el Atlántico Sur para llevar a cabo el primer viaje a pie por la Antártida. Tras abrirse camino por el helado mar de Weddell, y cuando tan sólo faltaban 160 km para llegar a su destino, su barco el Endurance, quedó atrapado en los hielos … La Resiliencia, el nuevo modelo de vida. El consumo responsable, es la última versión edulcorada del capitalismo, sistema totalitario que en los últimos años se ha convertido en una actividad depredadora y salvaje (en términos humanos, pero nada tiene que ver con el mundo animal, mucho más racional que nosotros), y que está a punto de consumir todo lo que da soporte de vida, en la Tierra, incluido a la especie humana … La Resiliencia. El concepto de resiliencia es central para la Transición. En ecología, el término resiliencia se refiere a la capacidad de un sistema para asimilar choques externos y reacomodarse mediante cambios fortalecedores. Actualmente los transicionistas aceptamos la siguiente definición: “Resiliencia es la capacidad de un sistema para absorber disturbios y reorganizarse durante un proceso de cambio, manteniendo en esencia la misma función, la estructura, la identidad y la retroalimentación.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en enero 27, 2020 por en Resiliencia y etiquetada con , .

Navegación

Entradas que me gustan

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a 200 seguidores más

Visitantes del blog

  • 748.904 visitas

Licencia bajo

Licencia de Creative Commons
Centro de Resiliencia de Aranjuez (CSA) by CSA is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en https://csaranjuez.wordpress.com/.
Permissions beyond the scope of this license may be available at https://csaranjuez.wordpress.com/contactos/.
A %d blogueros les gusta esto: